Reduce tu factura y ahorra

Energía Hidráulica

La energía hidráulica es una energía renovable y limpia. Las energías cinética y potencial de la corriente del agua o los saltos de agua naturales es lo que aprovechamos para obtener la energía hidráulica. La obtenemos aprovechado la caída del agua desde cierta altura. Durante la caída, la energía potencial se convierte en cinética. El agua se transforma en energía al pasar por las turbinas a gran velocidad, lo que provoca un movimiento de rotación que se transforma finalmente en energía eléctrica por medio de los generadores.

Este recurso se puede obtener aprovechando los recursos tal y como surgen en la naturaleza, como en una una garganta o catarata natural, o mediante la construcción de presas. Pero la utilización más común son las centrales hidroeléctricas de las presas.

En el área hidroeléctrica España ocupa un papel importante a nivel europeo, situándose en tercer lugar respecto al resto de países de la Unión Europea en cuanto a potencia hidroeléctrica instalada con centrales menores de 10 MW y el cuarto lugar en cuanto a centrales de potencia mayor de 10 MW. El parque hidroeléctrico español supone el 10% del parque de la UE.

Aunque la evolución de la energía hidroeléctrica en España ha sido creciente, en los últimos años ha experimentado una importante disminución en la aportación de esta energía a la producción total de la electricidad, en favor de otras energías renovables.

El potencial hidroeléctrico España es elevado, gran parte del cual ha sido ya desarrollado a lo largo de más de un siglo, dando como resultado un importante y consolidado sistema de generación hidroeléctrica altamente eficiente.